05 diciembre 2010

Rastro de un manantial



Sigo el rastro de un manantial que nace en el pecho y en los sueños capaz de transmutarse en lágrima o en estrella, en fuego o en rosa, en risa y en ocaso, en silencio que canta en todos los hombres.

Un manantial tan claro que es un espejo donde se miran los vientos y las tempestades, que es una mano abierta que brilla entre  soledades y nieblas. Un manantial que es un animal cristalino de pasados y futuros, como un mar que lame las heridas y las derrotas una y otra vez con el ritmo de los amantes. Un manantial que vuela en las crines de un caballo desbocado y en la tinta oscura de una palabra manuscrita que parece brotar en las entrañas y llegar hasta la mano que la escribe.

Sigo el rastro de un manantial que me habla en la música de los acordeones que tocan los pobres, que nunca se graduaron en una escuela de música, en las plazas y en los rincones de muchas ciudades.







De la serie CABARET BABEL

12 comentarios:

Luciana Marinho dijo...

juan e tânia,

por causa de tanta beleza e sensibilidade que o canto de espumas nos oferta, há 4 selos destinados a vocês no máquina lírica. o máquina lírica os recebeu e os repassa para vocês também!

um feliz dezembro!
boas festas!

beijos.

Tania dijo...

Querido Juan,

Es tan precioso lo que escribiste, lo he leído una y otra vez y la sensación es sí, la de una musica silenciosa, que nace de un corazón muy humano, de una mirada amorosa que ve y busca y ansía por lo que es esencial de la Vida y su sentido profundo. Las fotos.. no sé qué decir, dejan mis ojos emocionados.

Um abraço,

Indigo dijo...

Esta es la segunda vez que paso y leo esta entrada-fuente-manantial de tanta sensibilidad. Y me detengo en las imágenes y en las palabras, y las saboreo y me dejo llevar. Y sé que volveré, de nuevo, a beber de este rastro de manantial, y de tantos manantiales como brotan de tus dedos, y de tanta belleza, tanta, como nos dejas siempre en la retina y más, a quienes nos dejamos envolver por tu siempre afinado canto de espumas. ¡Gracias, Juan! Un abrazo, de los de verdad.

Clarice Baricco dijo...

No sé qué decirte. O sí: tus letras son llegadoras.
La primera imagen me gustó mucho.


Abrazos.

. dijo...

Tânia,

obrigada por tão gentil comentário!

Juan,

belíssimo manantial... Versos e imagens que encantam os olhos e a alma.

Abraços,
Ane

Juan Bautista Morán dijo...

Muchísmas gracias por estos comentarios, con todo mi agradecimiento por ellos.

Un abrazo

Analuka dijo...

Caros amigos Juan e Tânia, visitar este blog é sempre um pouso dos mais prazerosos!
Como disse a linda Luciana Marinho, tanta beleza e sensibilidade aqui!
As imagens e palavras emocionam.
Deixo abraços e beijos pintados e alados a vocês.

Juan Bautista Morán dijo...

También te dejo, Analuka, abrazos para ti y me alegro de que tus ojos pasaran por estas imágenes.

Un abrazo

Paco Merlo Ansin dijo...

Aquí encuentro la paz que busco, aquí te encuentro a tí y tu sabiduría. Gracias!

Gatoperromiau dijo...

Hola Tania colosales imagenes sobre todo la imagen de la mujer mirando hacia arriba una polea gigante , felicidades.

Adios.

Marcos

Jose York dijo...

Hola, Juan.
Encantadísimo de descubrir tu CANTO.
Una sorpresa muy agradable.
Ya me tienes "enganchado".
Y muchas gracias por visitar y seguir mi blog.

Juan Bautista Morán dijo...

Muchas gracias por estos últimos comentarios.

Paco, tus fotografías también me fascinan y aprendo de tu miradas.

Hola Gatoperromiau, bienvenida a esta casa sin puertas donde puedes venir cuando quieras.

Hola José, si ha sido todo un descubrimiento tu blog y poder seguir en él, esa memoria de Lerín, para tenerte más cerca te enlazo aquí en fotografía.

Abrazos